El Servidor Del Cliente. Una Visita Al Cielo…

 
¡Es sorprendente! Sabemos que muchas empresas  promueven el Servicio al cliente de manera equivoca y ello ya no sorprende.  Lo que Sorprende, entusiasma y hace que creamos en que si es posible encontrar organizaciones  dedicadas a velar por un Servicioexcelente, es más dan un Servicio Excepcional, un momento maravilloso e inolvidable para su cliente, ello es cómo visitar el Cielo.
Visité hace unos días con mi hermano menor y mi madre el almacén Homecenter de Neiva, un gran espacio de comercio, con momentos de verdad crucial pero efectivo.- Un principio del Servicio esta en sentirse empoderado (Facultado) de allí que cuando ingresas a un gran almacén como es el caso,  debes recibir atención personalizada sin que te sientas perseguido… en esos almacenes la mercancía se expone justo para detenerse, mirarla, cogerla y soñarla, pero si alguien te interrumpe dejaras de hacerlo,  te iras y será como un despertar repentino que hace que tus neuronas se revuelquen y se pierdan haciendo olvidar tu idea tu sueño, un artista diría inspiración.  Así que es muy importante saber cuándo, cómo y de qué manera abordar al cliente sin dañar su fantasía, por el contrario habrá que alimentarlo, habrá que estimularlo y acercarse a su realidad sin pretender ser parte,  es imposible incluirse en los deseos del otro hasta el extremo de que este pueda sentir que se lo están quitando y le están desconociendo su capacidad, entonces podrá sentir que su idea no es única y rápidamente la abandonará... es muy difícil acertar en estos centros, se debe aprender mucho y debe existir una preparación adecuada y permanente. Servir es un arte y el arte es cambiante como las personas y sus deseos.-
La compra en el almacén Homecenter de Neiva Colombia, era para acondicionar un nuevo apartamento para mi madre;  dos hijos y una madre con tres décadas de diferencia y miles de productos para seleccionar, es justo reconocer que en varios momentos mi madre exigió en otros se dejó orientar y por momentos mi hermano y yo llegamos a percibir que los productos elegidos eran para nuestro particular deseo, mi madre en su generosa apreciación de madre acepto algunas cosas… lo sorprendente es que casi sin darnos cuenta caminábamos algún sector acompañados de un colaborador Homcenter, Javier se había incluido en nuestra compra y en nuestra familia, su sutileza y agradable expresión de servicio  fue una experiencia  de orientación, sugerencias y atención dedicada, al terminar y de manera sorpresiva porque cuando recibes el mejor servicio la vida te agrada, sonríes, el tiempo es bello, todo es resplandor… pagamos muy agradecidos y salimos a tomar un refresco deseando buen día a Javier y agradeciendo su atención.
Una vez afuera te sientes satisfecho, estas conforme con lo que llevas porque estás seguro que no te has equivocado. Comentamos con mi madre y mi hermano y desde nuestra óptica cómo profesionales del servicio creímos que deberíamos corresponder de alguna manera al colaborador sus supervisores, su almacén y su gran casa empresarial
Retornamos al almacén y comunicamos la experiencia maravillosa atención a la supervisora  jefe del señor Javier Rojas Cerquera, ojalá sea motivo de reconocimiento de sus compañeros, nosotros desde Service Quality Institute Colombia lo hacemos en esta sección de experiencias buenas que han de generar UNA VISITA AL CIELO…
Las buenas experiencias de Servicio al Cliente son difíciles porque casi siempre están segmentadas y se mueven más por las particulares acciones de un funcionario o colaborador que casi siempre son demeritadas por otros actores que desconocen y nunca han sido ingresados en una trasformación.

La trasformación de una organización obedece a principios y valores generados por una cultura. Cultura que nace desde la experiencia interior con cada uno de sus colaboradores y replica en los clientes.